En diálogo con agencia Paco Urondo, el programador Vladimir di Fiore Pietro afirmó que “hoy tenemos un sistema en dónde cualquier persona que sepa leer y escribir puede ser autoridad de mesa o fiscal de un partido” y agregó que “sólo los ciudadanos con saberes específicos podrían ser lo que se denomina fiscales informáticos, y aún así no pueden auditar el 100% del software”.

Además, el especialista en software libre destacó que “con el voto electrónico se privatiza la democracia” y subrayó que “los países desarrollados descartaron el voto electrónico porque no se puede garantizar su transparencia”.

Por otro lado, Vladimir recordó el caso de Joaquín Sorianello, el programador que había probado antes de las elecciones en la Ciudad de Buenos Aires que el sistema era vulnerable. Vladimir recordó que “a Joaquín le allanaron la casa por publicar una nota al respecto y le secuestraron sus herramientas de trabajo” y agregó que “la empresa que desarrolló el sistema de voto electrónico no tomó en cuenta lo que Joaquín les dijo, ahora la justicia lo sobreseyó y además admitió que Joaquín tenía razón en cuanto a la vulnerabilidad del sistema”.

Por último, Vladimir di Fiore Pietro remarcó que “en su momento el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires habló de boleta electrónica porque para que se imponga el voto electrónico se necesitaba una mayoría especial en la legislatura, y la boleta electrónica salió por decreto”.

Fuente: http://www.agenciapacourondo.com.ar/destacado/20964-con-el-voto-electronico-se-privatiza-la-democracia