En función de la presentación del pretendido Proyecto de Iniciativa Privada para la Construcción de la Marina Lago Lacar, surge la necesidad de reflexión en referencia a las expectativas, anhelos, necesidades y falencias vinculadas al estado actual de la Costa del Lago de acuerdo a la mirada de la Comunidad de San Martín de los Andes. Es una obviedad, pero amerita hacerlo, explicitar que las demandas e intereses de la Comunidad respecto del modo de conservar, utilizar y proyectar el futuro de su costanera son complejas e incluso en varios aspectos contrapuestas. Esta dinámica de discusión y debate de la sociedad de San Martín de los Andes en referencia a los temas de su interés, no constituye un problema, muy por el contrario, es un capital que debe cuidarse, respetarse y el cual seguramente redundará en un resultado final más rico, profundo y necesariamente inclusivo.

A partir de la presentación en 2015 del primer Proyecto de Iniciativa Privada para la Costa del Lago Lacar, cobra protagonismo en la agenda sanmartinense el debate sobre el estado actual de la costa, su destrato por parte del Municipio local y de la A.P.N. (Administración de Parques Nacionales). Generado este, por falencias propias en lo referente a su mantenimiento, puesta en valor y oferta de servicios para residentes y turistas -los cuales se vuelcan durante todo el año, cuando el clima lo permite, a disfrutar de las aguas del Lago en verano o de un mate bajo el tibio Sol en los meses más fríos-.

Estas falencias mencionadas por parte del Municipio y de la A.P.N., podrían sintetizarse, por una parte, en el descuido concreto de cada una de ellas, respecto del mantenimiento de los sectores de Espacio Público que por jurisdicción le corresponden respectivamente. Pero, principalmente y revistiendo aún más gravedad, en la falta de Planificación y trabajo en conjunto, sobre la conservación, la proyección y la generación de bienestar a la Comunidad en referencia a uno de los valores ambientales, culturales, paisajísticos e históricos de más valor que la misma posee. No es menor en este punto de la puesta en contexto, destacar y poner en su justa escala, que la Costa Urbana del Lago Lacar, no constituye un bien o atractivo, sólo a escala local, sino que lo es también a escala Provincial y Nacional.

Del básico e inicial análisis anterior, puede desprenderse como netamente positiva la presentación del pretendido Proyecto de Iniciativa Privada sobre la Marina Lago Lacar, no porque consideremos que viene a dar respuesta a las necesidades de esta comunidad, sino porque pone en evidencia la importancia del recurso y la distracción del Estado y de las fuerzas vivas de la Comunidad en darle el lugar y valor que le corresponde dentro de la agenda de Conservación, Cuidado y Proyección de San Martín de los Andes, como comunidad respetuosa de sus recursos y conocedora de su historia y potencial.

A partir de este punto, y ya para entrar en el debate específico sobre la Costa, debemos en primera instancia escapar de la falacia propuesta en referencia a la necesidad de tomar el proyecto que propone el sector Privado como único y último recurso, ante el abandono y la falta de Planificación y propuestas que plantea el sector Público. Existe una amplia gama de posibilidades y respuestas para explorar y estudiar, ya sea a la hora de pensar qué Uso del Lago anhela  San Martín de los Andes para el desarrollo de cara a su comunidad –la cual practica y disfruta activamente de las actividades al aire libre y en contacto con la naturaleza-, como de qué forma se sostiene y mejora el perfil de destino turístico privilegiado por su belleza natural y el respeto por el medio ambiente.

Este inevitable debate interdisciplinario e intersectorial aportará diagnósticos, estudiará variables, clarificará objetivos y ayudará a vincularlos con los tiempos lógicos de trabajo y estudio necesarios para arribar a propuestas consistentes y sostenibles, eliminando las urgencias impuestas que no tienen otro fundamento que el interés particular de algunos.

Concretamente, podemos enumerar hoy algunas de las falencias más notorias del Sector de Costa Urbana del Lago Lacar como:

– Falta de tratamiento integral de la Costa, lo cual genera espacios inconexos que no invitan, ni facilitan a un recorrido fluido y accesible.

– Descuido de amplios sectores de playa y costa que impiden o dificultan su uso pleno y seguro como áreas de esparcimiento. Deficiente mantenimiento general.

– Inadecuado emplazamiento de la rampa de bajada para embarcaciones, la cual provoca en su período de máximo uso problemas de tránsito, aumenta el riesgo de accidentes  y genera excesivos tiempos de espera entre sus usuarios.

– Ausencia de Instalaciones que permitan brindar servicios de baños públicos, atención de primeros auxilios, información turística, etc.

– Falta de infraestructura para el desarrollo concreto de los Clubes que desarrollan actividades náuticas en el Lago.

– Falta de sitio para estacionamiento de trailers y prestadores de servicios relacionados con el Lago (usuarios de embarcaciones particulares, Prefectura, Naviera Lacar-Nontué), que no invada el sector de playa pública.

– Descuido y falta de propuesta de uso, al menos transitorio, del lote perteneciente a la A.P.N. (Quinta 49).

– Falta de claridad en cuanto al Uso actual de la Trampa de Peces, desaprovechando su potencial en referencia a la educación ambiental y a su interés turístico.

– Falta de tratamiento paisajístico y mantenimiento del entorno de la P.T.E. 1

– Falta de tratamiento y vinculación coherente y cuidada entre la Costa y el inicio de las sendas a Catritre y a La Islita.

– Falta de referencias Históricas concretas del vínculo Lago – Pueblo – Comunidades – A.P.N.

– Deficiencias e insuficiencia en el Alumbrado Público del sector.

Valga este sencillo escrito como material de trabajo, que pretende actuar de disparador de dudas, planteos, argumentaciones. La idea es que se corrija, se sumen consideraciones y datos que no han sido tenidos en cuenta y nos sirva para poner en crisis nuestro discurso, nuestras prácticas y así mejorarlas, fortalecerlas y profesionalizarlas, siempre priorizando el bien común y la idea de un San Martín de los Andes en el que todos encontremos nuestro lugar.

Finalmente, y como dato de estos últimos meses, debemos mencionar la riqueza de las discusiones y debates internos generados en los diferentes espacios de participación. Es auspicioso mencionar el trabajo que se viene realizando en el marco del C.O.P.E., del cual participan activamente diversos actores de la Comunidad preocupados por el destino y buen uso de nuestra Costa Pública y de los Espacios Públicos en general, como la Defensoría del Pueblo y el Ambiente, la representación local del Colegio de Arquitectos de Neuquén (C.A.N.), La Red Argentina del Paisaje por intermedio del Nodo San Martín de los Andes y el Foro por una Costanera Pública, entre otros. Todo este trabajo, debate y participación ponen de manifiesto que la decisión sobre el destino del Sector de Costa Urbana del Lago Lacar no es potestad de ningún grupo, Gestión  o sector en particular, sino que por el contrario, debe surgir en el marco de un Urbanismo Participativo, como producto y reflejo del necesario consenso de los intereses de la Comunidad toda.

 

Arq. Carlos Menendez