El plenario de Secretarios Generales y Delegados de ATE denunció una política de dilación por parte del Ejecutivo. Y convocó a un paro con movilización el próximo viernes 4 de noviembre en el marco de las medidas de fuerza de la CTA a nivel nacional.

Los estatales solicitan que el gobierno realice mesa salarial comprometida en el último acuerdo. Además del reclamo de una compensación especial para la totalidad de los estatales, de la misma forma que el vicegobernador acordó con los trabajadores del Poder Legislativo.