Por Miguel Nuñez

A raíz de la cobertura “minuto a minuto” de la periodista Mercedes Ninci sobre los movimientos del agua mineral, y el olvido de una botellita en el despacho del juez Claudio Bonadío, por parte de la ex presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, el periodista Nicolás Wiñazki realizó una investigación en la que se habría comprobado que el envase encontrado en el juzgado en realidad contendría agua mineral francesa Evian, la cual habría sido camuflada bajo la etiqueta de Glaciar.

La botellita de agua mineral podría haber sido comprada en un supermercado chino del barrio de Puerto Madero, conocido como La Rosadita, que a su vez operaría como una financiera manejada por el arrepentido Federico Elaskar, y se trataría de una de las tantas empresas fantasma de Lázaro Báez.

Aunque tampoco se descarta que la botellita de agua mineral haya sido adquirida en Seychelles, un archipiélago del Océano Índico en el que la ex Presidenta obligó a los pilotos del Tango 01 a descender para poder aprovisionarse de varios packs de Evian, en el marco de una gira por Asia en enero de 2013 para visitar países comunistas.

La denuncia presentada ante la Justicia recayó en un juzgado municipal de faltas de Dolores, donde se encuentra la planta embotelladora de Nestlé, comercializadora del agua mineral Glaciar, ubicada en la ruta 2, donde los argentinos solían parar a recoger botellitas de agua mineral en épocas en que el gobierno kirchnerista le había hecho creer a la gente que podía viajar a la Costa Atlántica los fines de semana largo.

Pero la diputada nacional del GEN, Margarita Stolbizer, pidió unificar las causas por tratarse todas de cuestiones que tienen que ver con el lavado, no el lavado de activos o de dinero, simplemente de lavado, por tratarse de concurso real de agua mineral en primera instancia, con lo que se descarta que la causa recaerá en manos del juez Bonadío.

Wiñasky viajó a El Calafate donde pudo filmar a un poblador que se pasaría todo el día volcando agua mineral Evian en envases de Glaciar, aunque se reservaría algunas botellitas originales para vendérselas a desprevenidos turistas franceses que visitan el glaciar Perito Moreno.

El periodista quiso entrevistar a esta persona pero el hombre reaccionó violentamente y al grito de “rajá de acá gordo”, le propinó un certero golpe de puño en pleno rostro. No es la primera vez que Wiñasky es agredido, días atrás fue atacado en La Plata mientras realizaba un informe sobre Ofelia Wilhelm, la madre de Cristina.

Dónde fue adquirida, cómo obtuvo los fondos para comprarse la botellita de agua mineral, si se aprovisionó de Evian en Seychelles, y por qué no le compra el agua mineral directamente al sodero. Estos y otra serie de interrogantes deberá responder ahora la ex Presidenta, luego que se compruebe fehacientemente su identidad, para lo cual tendrá que ir nuevamente al juzgado de Bonadío a “tocar el pianito”, como se dice vulgarmente en la jerga policial-judicial.

Ya el 1 de marzo de 2012, durante la apertura de la Asamblea Legislativa, la diputada Stolbizer se había quejado contra la ex Presidenta a través de su cuenta de Twitter, cuando escribió: “Acá todos tomamos Eco de los Andes y Ella vino con su Evian importada”.

Evian es una reconocida marca francesa de agua mineral natural extraída directamente de los Alpes franceses, a 2200 metros sobre el nivel del mar. El paquete de seis unidades de botellitas de Evian, cuesta la friolera de 20 dólares, mientras la botellita de Eco de los Andes ronda los 20 pesos en cualquier quiosquito porteño.

El agua mineral Evian es reconocida por su bajo contenido en sodio y, principalmente, por su “efecto rejuvenecedor”. Ahora, la diputada Stolbizer, el periodista Jorge Lanata, y el juez Bonadío, preparan un viaje a los Alpes franceses, para tratar de revelar el secreto mejor guardado por la ex Presidenta, Cristina Fernández de Kirchner.

 

Fuente: http://vaconfirma.com.ar/?articulos_seccion_719/id_2127/la-ruta-del-agua-mineral-k