Tras aceptar los reclamos de la CGT y los Gobernadores, Cambiemos avanza con la reforma de Ganancias. El Gobierno se juntó ayer con los jefes de los bloques legislativos para plasmar el acuerdo alcanzado con los gremios y los mandatarios provinciales. Se anunció un trámite express para aprobar la ley hoy en el Senado y mañana en Diputados.

Después de una semana de intensas negociaciones –que incluyeron aprietes del Gobierno nacional, paros en el sector del transporte y reuniones con sushi y photoshop–, finalmente hoy el Senado tratará la reforma del impuesto a las Ganancias. En el encuentro que mantuvieron ayer los representantes del Poder Ejecutivo con los gobernadores se terminó de cerrar la propuesta acordada el día anterior con la CGT. Luego de esas gestiones y tras una breve reunión entre funcionarios nacionales y legisladores de distintos bloques, la vicepresidenta Gabriela Michetti y otros miembros del oficialismo anunciaron el trámite express para sacar la nueva ley antes de terminar la semana: ayer mismo se firmó el dictamen en la comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado, hoy se habilitará el tratamiento sobre tablas y mañana volverá al pleno de la Cámara de Diputados para su sanción definitiva. Desde el kirchnerismo, por su parte, consideraron los cambios un retroceso respecto de las mejoras establecidas para los trabajadores en la Cámara baja.

Presionado por el acuerdo opositor alcanzado en Diputados, las medidas de fuerza de la CGT y el riesgo de tener que recurrir a un nuevo veto presidencial, el gobierno de Mauricio Macri logró ayer moderar el impacto de la derrota legislativa sufrida hace dos semanas. El acuerdo con un sector mayoritario de la oposición que se verá plasmado en la sesión de hoy se terminó de concretar en el encuentro que tuvieron el jefe de Gabinete, Marcos Peña, el ministro del Interior, Rogelio Frigerio y el el coordinador del gabinete económico, Mario Quintana, con los presidentes de los bloques legislativos de ambas Cámaras. “Se ha informado a los diputados y a los senadores cuáles son los alcances de lo conversado con la CGT y con los gobernadores”, explicó Michetti durante la conferencia de prensa que brindó junto al presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, el diputado y jefe del bloque UCR, Mario Negri, el presidente del bloque UCR de la Cámara alta, Ángel Rozas y el senador radical Julio Cobos.

Tal como había trascendido, el nuevo mínimo no imponible será fijado en 37.000 pesos brutos para casados con dos hijos, y en 27.941 pesos brutos para los solteros; además, el proyecto acordado modifica las escalas e incorpora deducciones por horas extra (en días no laborables) y por zona patagónica. Habrá una actualización automática anual a realizarse en octubre, en base al coeficiente Ripte.

Aunque tuvo que resignar varias cuestiones del proyecto original que había presentado el ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay, el Gobierno consiguió en esta semana de negociaciones varios de sus objetivos. Logró eliminar la creación de dos impuestos previstos en la media sanción, el impuesto a las mineras y a la renta financiera. Una parte del costo fiscal se cubrirá con un aumentó del impuesto al juego y un impuesto del 15 por ciento al dólar futuro especulativo, por única vez. Además, se ahorrará otro tanto al disminuir las escalas y el mínimo no imponible en comparación con lo aprobado en Diputados. Por ejemplo, el mínimo no imponible pasó de 44 mil pesos en la media sanción, a 37 mil pesos en el dictamen firmado ayer. De todas maneras, representa una mejora frente a los 34.500 pesos que propuso Prat Gay.

La pérdida en la recaudación en las arcas provinciales será compensada por el Gobierno Nacional, que les repartirá parte del porcentaje de coparticipación que le corresponde por ese mismo tributo. Esto le sirvió al Ejecutivo para conseguir el respaldo de buena parte de los gobernadores peronistas, sumado a las provincias mineras que también rechazaban volver a gravar la actividad luego de que Macri les otorgara a las multinacionales ese beneficio por decreto.

“Los únicos que han perdido han sido los trabajadores. El proyecto que venía de Diputados incluía más mejoras para los trabajadores”, aseguró la senadora kirchnerista María Labado durante la reunión de la comisión de Presupuesto. Allí la representante de Santa Cruz le preguntó al radical Julio Cobos, vicepresidente de la comisión y uno de los participantes de la reunión con los referentes del Ejecutivo, si al afirmar que 400 mil trabajadores no pagarán Ganancias estaban contemplado el aumento de paritarias del año próximo. Cobos le respondió que el dictamen acordado contempla una suba del mínimo del 23 por ciento respecto del mínimo vigente de 2016 y que la siguiente actualización se realizará en octubre, para impactar recién en 2018.

“Es un mamarracho, que respondan ellos ante los trabajadores cuando vean el recibo de sueldo en marzo”, se enojaba anoche un importante senador del kirchnerismo, en referencia a las concesiones que la CGT había realizado en la reunión con el gobierno. Como no se trata de un nuevo proyecto sino de cambios en la media sanción de Diputados, el sector del FpV-PJ que se referencia en el liderazgo de CFK adelantó que votarán a favor en general pero rechazarán las modificaciones introducidas en la Cámara alta. Será una forma de respaldar el proyecto consensuado por 13 bloques políticos opositores en la Cámara baja. Los referentes legislativos del kirchnerismo en el Senado se reunieron ayer con el jefe de bloque del FpV en Diputados, Héctor Recalde, y el ex ministro Axel Kicillof. En ese encuentro se acordó que en ambas cámaras votarán positivamente en general y mantendrán el rechazo a los cambios.

A última hora de la noche el dictamen en el Senado había conseguido 16 firmas sobre un total de 17. El único que no firmó fue el peronista disidente Juan Carlos Romero, que se encontraba ausente. La lista incluyó a Juan Manuel Abal Medina, Rodolfo Urtubey, Dalmacio Mera, Omar Perotti, Juan Manuel Irrazábal, Camau Espínola, Pedro Guastavino, (FpV-PJ); Pedro Briallard Poccard, Silvia Elías de Pérez, Julio Cobos, Laura Rodríguez Machado, Silvia Giacoppo, (Cambiemos); Carlos Caserio (PJ Córdoba), Jaime Linares (GEN). También firmaron dos senadoras que se habían expresado en contra, Graciela de la Rosa (FpV-Formosa) y María Labado (FpV-Santa Cruz).

Después de los fuertes cruces que dividieron a la bancada que preside Miguel Pichetto la semana pasada, hoy habrá nuevamente una reunión de bloque a las 11 de la mañana, donde los distintos sectores plantearán sus posiciones de cara a las sesión que comenzará pasado el mediodía.

Fuente: Página 12