La obesidad mórbida es una enfermedad crónica, caracterizada por el aumento de la grasa corporal, y que mantenida en el tiempo, conlleva a otras grandes enfermedades como la diabetes, la hipertensión y la disminución de la calidad de vida, entre otras. El aumento de la incidencia de esta patología y la dificultad de su tratamiento ha llevado a trabajar en equipos multidisciplinarios a fin de tratar estos complejos casos.

Como en otros centros de salud, en nuestro hospital creímos necesario formar un grupo de trabajo a fin de dar respuesta a este grupo de pacientes. En Mayo del 2016 se conformó un equipo de tratamiento integral de la obesidad, conformado por nutricionistas, psicólogos, médicos clínicos y cirujanos, quienes junto a otros médicos y profesionales de la salud (kinesiólogos, enfermeros, personal de quirófano, profesor de educación física) se encargan de tratar una enfermedad tan compleja desde diferentes puntos de vista.

El día 22 de Diciembre de 2016 el equipo de cirugía de nuestro hospital, contando con la colaboración del Dr Alejandro Menant, quien desempeña su actividad profesional en la ciudad de Bariloche, llevó a cabo las dos primeras cirugías bariátricas en forma exitosa en nuestro hospital. Se realizaron en dos pacientes de nuestra localidad cirugías de manga gástrica conocida también como sleeve gástrico, un procedimiento quirúrgico laparoscópico que disminuye la capacidad gástrica y que, junto a un seguimiento con un equipo multidisciplinario, logra un efectivo y prolongado descenso de peso, llegando asi a controlar enfermedades asociadas.

La cirugía fue la resultante de un largo proceso no solo de preparación de la paciente sino de entrenamiento por parte de los integrantes del equipo, quienes en algunos casos hicieron cursos y rotaciones en Buenos Aires a fin de lograr los mejores resultados. El procedimiento quirúrgico es un eslabón dentro del tratamiento de la obesidad, no la solución al problema.

Es importante destacar que todas las instancias necesarias para tratar a estos pacientes se hicieron en el Hospital y con gente del Hospital.

El equipo multidisciplinario que trabaja en la realización del tratamiento de la obesidad funciona como “equipo” dentro de la estructura hospitalaria, allí se atienden pacientes que son minuciosamente evaluados por los profesionales y puestos bajo un programa que se rige por normas validadas internacionalmente y respetando protocolos que atienden no solo el aspecto clínico sino el psicológico, el nutricional y social.

Para los integrantes del equipo y para las propias autoridades hospitalarias, el haber podido concretar la primera cirugía bariátrica en el nosocomio significa un hecho histórico que compromete una enorme responsabilidad.