Gendarmería arrestó en el Bajo Flores a Darío Gastón Badaracco, el principal sospechoso por el crimen de Araceli Fulles.

Badaracco, de 29 años, fue capturado en la esquina de Cobo y Curapaligüe, en el Bajo Flores, a pocas cuadras de la villa 1-11-14. Tras la captura, fue trasladado a la comisaría 38° de Flores.

Una vecina embarazada reconoció al prófugo y dio aviso a Gendarmería. Primero no le creyeron, pero luego, ante su insistencia, detuvieron al joven.

Según declaró la vecina Nancy González, a A24, el prófugo deambulaba sucio, con la ropa rota y una bolsa en la que llevaba en su interior un corpiño y lápiz labial.