por Héctor Mauriño –

Para el candidato a diputado nacional por el Frente Neuquino Ramón Rioseco, “la punta de lanza para la precarización laboral” en la Argentina fue la enmienda en el convenio colectivo de los trabajadores petroleros neuquinos.

El dirigente, está convencido de que su campaña tiene que hacer eje en la crítica a las políticas que lleva adelante el MPN, cuyo gobierno considera “cómplice” de las políticas antipopulares de la administración de Mauricio Macri.

-Los que los critican dicen que usted confronta con el MPN y en estas elecciones hay que poner límites a Macri.

-Yo pienso que hay que confrontar con el MPN, que ha sido el responsable de todas las políticas de los últimos 50 años. Todo lo que pasa en la provincia es responsabilidad exclusiva del MPN. Por supuesto que hay políticas nacionales, pero uno tiene que tener una actitud clara para defender a Neuquén y estos gobiernos no la han defendido como corresponde; en el tema de los hidrocarburos, del desarrollo, de la infraestructura. Y además, el tema administrativo económico es responsabilidad exclusiva de ellos.

Pero nosotros sí decimos que el gobernador adhiere a un gobierno neoliberal, que es el de Macri y nosotros le pegamos a Macri como el gran responsable de esto, pero tiene que tener cómplices. Nosotros creemos que el presidente y el gobernador tienen que tener una muy buena relación pero no estamos de acuerdo con que acepte todas las políticas de ajuste que le impone la Nación. Básicamente la caída de las inversiones en materia de petróleo fue de cerca del 45%, consecuentemente la baja de la producción fue del 45 -46% en 17 meses, es decir que tanto la gestión del presidente Macri como la del gobernador fue ruinosa para la economía neuquina.

-Bueno, pero esta no es una elección provincial sino legislativa nacional…

-Se eligen representantes para defender los intereses nacionales porque representamos a la provincia de Neuquén, de manera que defendemos los intereses nacionales desde la discusión de la renta del petróleo y la discusión de las leyes globales, como la de hidrocarburos o la de contratos de trabajo que se quiere reformar y nosotros no estamos de acuerdo.

Me parece que hay que defender los intereses en Neuquén en función de su soberanía y de la mejor distribución de la renta petrolera, y exigir que inviertan, no sólo al presidente sino a las empresas, que lo hacen cuando les conviene mientras nosotros tenemos problemas de pobreza, de infraestructura y de todo tipo.

-Inversiones en gas si está habiendo, pero por la altísima rentabilidad que se les está dando a las petroleras. ¿No le parece que eso beneficia a la provincia pero es malo para todos los argentinos que deben pagar la boleta de electricidad?

-El gas no tiene un precio estándar internacional sino uno relativo por la oferta y la demanda. Para Neuquén, el gas y el petróleo son recursos no renovables, entonces hay que tener mucho cuidado y cobrarlos al valor que tienen porque si uno no lo hace sub explota los yacimientos y perjudica la economía provincial, y como nosotros tenemos que defender primero a Neuquén y después a todas las otras provincias, tenemos que defender esta renta. Y también su distribución, porque lo que se está llevando Nación es confiscatorio ya que se lleva el 93% de lo que saca y nos deja solamente el 7%. Y esto no resiste análisis ni por derecha ni por izquierda, es una ley de hidrocarburos que es depredadora de los recursos no renovables.

Según la ley de hidrocarburos, para las inversiones multimillonarias que se hicieron en el sector en estos últimos cuatro años las regalías van entre el 9 y el 5%, o sea un promedio del 7%. Lo dice la ley de hidrocarburos y la reforma de no convencionales, y el 60% de la inversión de los últimos años ha sido en no convencionales.

-Cuál es su posición sobre dos temas que van a ser tratados en la Cámara de Diputados: la reforma laboral, el cambio de la edad jubilatoria.

-Nosotros no estamos de acuerdo con la reforma laboral porque hay que mejorar todavía más las condiciones laborales. En un país donde el promedio de los sueldos ronda en 8.000 ó 9.000 pesos, no sé qué reforma laboral podemos discutir.

Con respecto a subir la edad jubilatoria, tampoco estamos de acuerdo. El que sí está de acuerdo es el MPN, por eso vuelvo al tema porque ese partido es el gran promotor de esto. Estamos discutiendo temas nacionales pero que son los que generan prueba y error a través de los neuquinos, si no fíjese la precarización laboral en el convenio colectivo de los trabajadores petroleros, esa fue la punta de lanza para abrir el camino hacia una reforma. Y Pereyra -que después se guardó pero nada más que hasta después del 23 de octubre- propuso que se amplíe la edad jubilatoria pero de forma voluntaria. Eso es un discurso del neoliberalismo: el voluntarismo y dejar al libre albedrío las relaciones laborales entre el trabajador, tomado individualmente, y el empresario. El Estado tiene que poner reglas de juego, 65 años, 63 o lo que fuere, pero esto tiene que estar regulado y no ser voluntario. Hay que acordarse de cuando privatizaron y decían que íbamos a ser todos empresarios.

-El gobierno dice que no hay que preocuparse por el dólar, ¿usted le cree?

-Yo creo que el dólar esta disparado porque hay una fuga imparable desde que está el gobierno del presidente Macri. Más del 45 ó 50% de lo que ha ingresado por deuda externa se ha fugado. Están haciendo un gran negocio para el mundo financiero. Tiene que ver también con la especulación de la campaña política, quieren apretar a la gente diciéndoles ‘tengan cuidado con lo que votan porque se dispara de nuevo la economía’.

El rumbo económico está equivocado. Vengo de una molienda de Cutral Co que está por quebrar: pagaban 30 mil pesos de luz y ahora pagan 150 mil. Es insostenible la posibilidad de producir. Esto es un ejemplo de lo que pasó con los tarifazos y la caída de la actividad durante 21 meses, que hace que no tengamos producción y que las economías regionales y las pymes caigan.

El problema es que hay que ponerles más plata en el bolsillo a los trabajadores. No sé cómo no se entiende esto porque el 70% del consumo es interno, el gran mercado está en la Argentina, no está en otro lado y Macri lo que hizo fue precarizarlo, porque tuvimos una inflación del 40% y la mayor paritaria creo que fue del 23% o del 22%, de manera que hubo una pérdida del poder adquisitivo del orden del 15% solamente en un año.

Ni hablar delo que pasó en Neuquén, que absorbió la crisis global del tarifazo, la inflación, el dólar y se le agregó a esa crisis la falta de inversión y el ajuste en la actividad petrolera. Macri trae petróleo a 30 dólares el barril desde Nigeria y lo vende a 50. Esto se ve en el surtidor, es un  negocio pingüe para Shell y Exxon, son los que más han ganado.  ¿Quién paga esto? Lo pagan los argentinos y los neuquinos lo pagamos con la pobreza, porque cada barril de petróleo que ingresa de Nigeria es un desocupado en la provincia.

-Usted fue candidato testimonial de cristina cuando la 125 y después fue candidato a gobernador del Frente para la Victoria. ¿Se sigue sintiendo dentro del espacio del kirchnerismo?

-Yo lo que creo es que siempre estuve comprometido con un proyecto inclusivo, que genere oportunidades de desarrollo, que tenga una mirada clara en educación, ciencia y tecnología, y por supuesto que hay cosas (del kircherismo) que no comparto, como es la ley de hidrocarburos. Siempre lo manifesté, que para nosotros en Neuquén es de vida o muerte, pero siempre estuve en el proyecto, por eso fui candidato en los peores momentos. Muchos se dicen peronistas pero cuando había que poner la cara se escondieron debajo de la cama.

-¿Usted tiene alguna factura para pasarle al PJ por la campaña del 2015?

-No, no sé. No trabajaron lo suficiente, pero… son momentos, quizás no estaban conformes con mi participación dentro del espacio. Siento que nunca me quisieron, esa es la verdad. Pero está todo bien, porque esto es política. Sí creo que en el futuro hay que seguir construyendo una mayoría que con dignidad defienda los intereses de Neuquén. Porque si tenemos 56 años de gobiernos del MPN es porque hay también gran responsabilidad de la oposición, la máxima responsabilidad, por dividirnos, armar circunstanciales partidos con candidatos que están financiados por el MPN.

De manera que queremos una nueva mayoría pero digna, que defienda los intereses de Neuquén primero, la soberanía, los recursos naturales y todo lo que hay que hacer porque en Neuquén está todo por hacer, paradójicamente es la provincia que menos creció en la última década y es la más rica.

-¿Sigue siendo tan optimista con respecto al resultado de esta elección?

-Sí. Yo dije dos o tres cosas hace un mes: primero que estábamos cerca de 20 puntos por encima del MPN, después dije que íbamos a polarizar con esa fuerza y ahora digo que cualquiera de los dos que gane, ellos o nosotros, mete dos diputados. Los números dicen que ninguna de las otras expresiones políticas llega a los dos dígitos, en ese marco, en una proyección de votos ninguna puede sacar el doble de lo que se le mide ahora, y para entrar necesitarían justamente el doble, 20 puntos, 18 puntos…

-Si como usted piensa va a ser diputado nacional, ¿se va a dedicar a ponerles límites a las políticas antipopulares de Macri o a hacer campaña para ser gobernador en el 2019?

-Las dos cosas. Mitad y mitad.

-Desde el MPN dicen que Cutral Co es el único municipio que tiene el privilegio de contar con la renta de un yacimiento, como es El Mangrullo.

-Les doy dos respuestas. Primero que Neuquén es privilegiada en la Argentina porque tiene Vaca Muerta y el MPN es muy incompetente, por eso tienen a la provincia como la tienen, porque la riqueza grande está en Vaca Muerta no en El Mangrullo que es un yacimiento secundario, marginal, que nos lo dieron para callarnos la boca.

La otra respuesta es que Cutral Co recibe la misma renta que Plaza Huincul, compare las dos ciudades y va a ver cuáles son los resultados. Y ¿quién gobierna Plaza Huincul? El MPN. Esa es la respuesta: el mismo recurso para 40 mil habitantes o para 13 mil. Son extremadamente incompetentes e ineficaces.

-¿Si estuviera empadronado en la provincia de Buenos Aires, a quién votaría?

-A Cristina.

Fuente: Va Con Firma