A través de redes sociales, el exalcalde de Bogotá y candidato a la presidencia, Gustavo Petro, reprodujo videos en los que se evidencia cómo manifestantes agreden el vehículo en el que se encontraba.

Petro le salió al paso a las especulaciones que venían circulando y aclaró en su cuenta de Twitter que, aunque el vehículo en el que se desplazaba no fue objeto de disparos, sí hubo agresiones y sabotajes a su actividad política.

Fuentes de la Policía confirmaron que el candidato presidencial se encuentra ileso y que los impactos que se ven en la camioneta, y que circulan en fotografías en redes sociales, no son de arma de fuego.

El candidato señaló que detrás de estos hechos está el exalcalde de la ciudad de Cúcuta, Ramiro Suárez.

Gustavo Petro también dijo en su cuenta de twitter que “lo que dispersó la manifestación no fueron los agresores que llegaron en los buses, fueron los gases de la misma policía. Yo fui llevado al punto más débil y más vulnerable y no al lugar de la manifestación por eso fue fácil la agresión sobre el vehículo”.

Estos hechos de inmediato generaron el rechazo de sus candidatos al Congreso. El candidato a la Cámara, José Cuesta, aseguró que hubo “una evidente hostilidad, que se viene presentando desde que a la Colombia Humana le impidieron manifestarse en Medellín”.

Fuente: Agencia Nodal