El edil admitió que se enteró de la obra -de unos 500 metros de extensión- cuando transitaba por la Ruta provincial 62 que va al lago Lolog, la cual transita habitualmente pues vive en esa zona.

La flamante capa de asfalto de la ruta provincial, imprevistamente se desvía hacia el barrio Rincón Radales, un emprendimiento privado.

A Rodríguez, como a varios vecinos, le llamó la atención que la obra se esté ejecutando con maquinaria y personal de Vialidad, paralelamente a la primera etapa del asfalto en la ruta 62. Por ello, este martes, hizo ingresar a Vialidad un pedido de informes a Juan Carlos Schenk, titular de la empresa estatal.

Concretamente requirió saber si Vialidad realizó la obra y, de ser así, cuánto cobró y bajo qué operatoria fue contratada. Como tercer punto, solicitó se le informe cuántos metros cuadrados se asfaltaron, cuánto material se utilizó y a qué costo.

“Debe ser una obra muy costosa porque la maquinaria y los materiales son traídos desde Zapala”, señaló Rodríguez en diálogo con AM550.

“Está muy bien que todo el mundo tenga asfalto, pero cuando se trata de inversiones que se hacen con fondos públicos la cosa debe ser transparente”, dijo.

Fuente: Diariamente Neuquen