El general retirado del Ejército brasileño Luiz Gonzaga Schroeder Lessa afirmó este martes que si el Supremo Tribunal Federal (STF) permite al ex presidente Luiz Inacio Lula da Silva apelar su condena por corrupción en libertad inducirá la violencia entre los brasileños, y si el ex mandatario vuelve al Planalto las Fuerzas Armadas deberán “restaurar el orden”.

Las declaraciones de Lessa al portal de noticias del diario O Estado de Sao Paulo se inscriben en las manifestaciones contrarias a que el máximo tribunal dé curso favorable mañana al habeas corpus para impedir la detención de Lula y continúan sus propios dichos de la semana pasada a Radio Bandeirantes, de Porto Alegre.

“Se va a derramar sangre, desgraciadamente eso es lo que la gente teme”, dijo Lessa y añadió que la crisis que generaría la eximición de prisión de Lula “va a ser resuelta con balas”.

Hoy, Lessa señaló que si el STF beneficia al líder del Partido de los Trabajadores actuará como “inductor” de la violencia entre los brasileños, “propagando una lucha fratricida, en vez de suavizarla”.

Y fue más allá, al expresar que si el tribunal permite que el ex mandatario sea candidato y triunfa en las elecciones de octubre, no quedará otra alternativa que la intervención militar, aunque la participación en la contienda electoral no será objeto de análisis del STF.

“Si se mantiene la racha y el cambio de la ley, ahí no tengo duda de que sólo queda el recurso a la reacción armada. Ahí es deber de las Fuerzas Armadas restaurar el orden. Pero no creo que llegaremos hasta allí”, declaró.

Lessa fue comandante militar del Este y de la Amazonia y presidió el Club Militar.

“Veo al general Villas Bôas (comandante del Ejército) preocupado por el estado actual y defendiendo la vía democrática, constitucional, pues la interferencia de las Fuerzas Armadas, sin duda, va a causar derramamiento de sangre”, añadió el militar retirado.

Tras la difusión de las declaraciones de Lessa, el Ejército informó que representan la “opinión personal” del general retirado.

“El Ejército brasileño pauta su actuación dentro de los parámetros legales establecidos por la Constitución Federal y otras normas que rigen el asunto”, afirmó en un comunicado citado por el periódico paulista.

Fuente: Tiempo Argentino